lunes, 31 de diciembre de 2012

DRAGÓN Y SERPIENTE.





No sé si el Alcalde es consciente de que en el calendario chino este año es el de la serpiente.

Lo digo por lo aprensivo que desde chico ha sido y por la superstición que, según tengo entendido, siempre ha tenido.

Los que hayan acabado el año del Dragón con problemas, disgustos y bajos de moral, deberían pasar página y olvidar todo mal, algo que para el Alcalde será difícil con la situación municipal actual.

Sea como fuere, aunque en lo político mis deseos no coincidan con lo que él quiere, le deseo lo mejor, como en este día se requiere, en lo que a lo personal se refiere.

FELICITACIONES.




Con un saludo amistoso, cariñoso y sincero, a Mari, para más señas, hija de Baldomero, felicitar por su cumpleaños, quiero

Y de paso,  antes de ponerme a pintar y echar mano a los pinceles, para mañana felicito a todos los Jesuses, Manuelas y Manueles.

FELIZ AÑO NUEVO.


VÁYASE, SEÑOR PÉREZ.




Tal y como esperaba, ya son varios los vecinos que me han dicho que el Alcalde ha iniciado una campaña a la desesperada para culpar al PSOE de la grave situación municipal creada.

No se da por enterado que son los suyos, y no los Concejales del PSOE, los que le han abandonado y los que no han votado a favor los acuerdos que ha planteado.

La Oposición Municipal, a mi entender, ha hecho lo que tenía que hacer, ante  un Alcalde que no cumple con su deber y que miente al prometer.

Hay que recordar que en los últimos Plenos que hemos tenido, dos Concejales de este Equipo de Gobierno Municipal mal avenido, han votado en contra de las propuestas del Alcalde o se han abstenido. Con lo que queda evidenciado que el cuatripartito está dividido.

No deja de ser gracioso, por no decir bochornoso, que el Alcalde culpe a la Oposición del resultado de tal contencioso.

A lo que, que el que gobierna es él, añadiría y, por tanto, el que lidera el Cuatripartito también sería y cuanto en Castril ocurriría, es el fruto o el resultado que, de su gestión, se desprendería.

El Alcalde dirá ahora, que todo lo malo que ocurra es culpa de la Oposición, lo que es una mentira tan grande, como impostora.

Pero, para su propia deshonra y desdoro, lo que pasa es que lo que tanto relucía no era oro.  

Un Alcalde no cuenta con el apoyo de su propio Equipo de Gobierno y que está en minoría, lo mejor que haría sería presentar su renuncia. Yo, al menos y en su lugar, dimitiría.

Aunque su señoría ya ha advertido que no lo hará, aunque deje el Ayuntamiento hundido, ni ante la reprobación de sus propios socios se da por aludido.  


Permitidme que insista, pero, que hace falta un nuevo Alcalde, está a la vista, y no tengo que ser yo, puede ser el candidato de la alternancia en la Alcaldía prevista.

DESDE EL GRUPO MUNICIPAL SOCIALISTA.





Bueno, ahora sí que estamos en el último día del año y toca, en clave política, desear lo mejor para el que nuevo que empieza.   

Por eso, desde la Agrupación Socialista Castrileña y el Grupo Municipal Socialista, queremos felicitar a todos los castrileños y castrileñas, deseándoles un mejor 2013 en lo personal y en lo político, especialmente políticamente, ante el fracaso y el desgobierno del Pacto Cuatripartito del Ayuntamiento de Castril, que, desesperadamente quiere responsabilizarnos, tanto al PSOE como a los ciudadanos, de su fracaso y del caos causado.

Desde el PSOE reiteramos nuestro compromiso con la ciudadanía. Lo asumimos en las pasadas elecciones con nuestro equipo de hombres y mujeres en el Ayuntamiento y con nuestro Programa Electoral, como contrato con los vecinos.

Obtuvimos el respaldo mayoritario de los vecinos, con cinco concejales, pero el pacto de PP, IU, GIC y Nuevo Castril,  impidió con su alianza contra natura que pudiésemos gobernar, tal y como los ciudadanos decidieron.

Desde el primero y hasta el último día de esta legislatura estamos dispuestos, desde la Oposición en la que nos colocaron los que nos arrebataron con su acuerdo el gobierno, o desde el Gobierno si lo abandonan los que tienen secuestrada la democracia local, a trabajar por el bienestar de Castril y sus vecinos.

Hoy y siempre, nuestro compromiso con las ideas de progreso y con los ciudadanos sigue intacto y deseamos que este próximo año sea mejor para todos y todas.


Si entre todos hacemos realidad nuestras expectativas, seguro que haremos un mundo, y un pueblo, mejor.

Recortemos lo malo, apliquemos la austeridad a los malos momentos y dediquemos el crecimiento, la inversión y el superávit, en la felicidad individual y colectiva.

Salud, amor y felicidad.

domingo, 30 de diciembre de 2012

FIN DE AÑO.





Se acaba un año que ha sido malo en muchos aspectos, sobre todo por la crisis económica y sus efectos.

Para Castril no ha sido un buen año, sobre todo para su Ayuntamiento, ni tampoco hay buenos augurios para el nuevo, al menos de momento.  

En lo esencial, no ha sido precisamente un año ideal para la aquella “democracia real” que nos vendieron y que ha sido un fracaso descomunal.

Si hiciéramos una valoración general, como suele hacer la prensa nacional, el resultado sería poco menos que negativo e insustancial, y, para Castril, fatal.

Mucho ruido y algarada para, a la postre, no haber hecho nada de nada, con una gestión municipal de errores cargada, inútil y malograda.

Como ya conté de manera críptica y resumida, el otro día, en la sesión del Pleno consabida, una vecina ocasional me increpó al darse por aludida y me acusó de no haber hecho nada bueno en mi etapa de Alcalde, desde que entré y hasta mi salida.

No me extrañó su intervención, porque ya conozco su opinión y se, además, que no soy santo de su devoción. 

Pero su personal animadversión, además de lo extemporáneo de su alocución, es algo que, en ningún caso, la arma o le da la razón en su crítica argumentación.

Porque, al negar la evidencia demuestra su incongruencia o, cuando menos, pocas cordura, sensatez y prudencia.

Quizás, en efecto, la vecina solo puso de manifiesto su falta de afecto, algo que acepto y que me parece perfecto, pues en lo que la mayoría considera un trabajo correcto, ella solo encuentra error, rencor y defecto.

Puesta en una balanza, bien calibrada la gestión en mi etapa de gobierno pasada, y justamente sospesada la gestión realizada, la opinión de la vecina mentada queda desmontada y desacreditada, no sólo porque sobre la inquina y el odio está sustentada, sino porque la realidad que puede ser contrastada y demostrada  es mi mayor y mejor aliada.

Quizás, para decirlo, yo no sea quien, pero estoy convencido de que algo debí de hacer bien, pues en mis nueve años de Alcalde el pueblo cambió a mejor cien por cien, aunque, lógicamente, cometí errores también.

Pero hoy, tras el tiempo transcurrido, después de año y medio de gobierno de un cuatripartito dividido, el resultado de su gestión no puede ser más desastroso, infructuoso y controvertido.

Según he sabido, el Alcalde está convencido de que con lo que ha hecho y conseguido desde que para el cargo fuera ungido, volverá a ser votado y elegido. Esto es porque vive en una torre de marfil recluido, embriagado por el autoritario poder del que se ha revestido y ajeno a la realidad del desastroso fracaso al que nos ha conducido.


Para creer una cosa como esa, hace falta tener poca cabeza, tanta como para no darse cuenta de la certeza de que ni siquiera los suyos le apoyan con la suficiente firmeza y que, por si fuera poco, critican abiertamente su mal gobierno y su evidente torpeza.  


De la gestión prometida y anunciada, el Alcalde puede presumir de que todo está igual que estaba. La carretera de Cebas sigue sin poder ser transitada, aunque, como Alcalde, al día siguiente de su entrada, esta sería arreglada. El agua que bebemos sigue siendo la misma e igual de “contaminada”. Lo de los caminos rurales ha sido una fantasmada, pues poco ha durado un simple lavado de cara que no ha servido de nada. De la austeridad divulgada hemos pasado a una deuda más abultada, y no justificada, que la supuestamente heredada. La transparencia municipal anunciada ha quedado relegada a un oscurantismo total que, como respuesta, da la callada. Y, para no continuar con una lista de errores tan abultada, con esta cacareada “democracia real” fracasada, la doy por terminada.        

sábado, 29 de diciembre de 2012

DE ALICIA, DE DATOS Y ALEGATOS.





Insistiendo en el tema anterior, resulta contradictorio y desolador que la Concejala en cuestión considerara como un mal menor que el Alcalde cometiera ilegalidades de diverso tenor.


La Edil a que hago mención, como yo y el resto de Concejales de la Corporación, escuchó de boca del Alcalde la afirmación de que había cometido toda suerte de ilegalidades de consideración en su gestión, prohibidas y penadas en la vigente legislación.


La Concejala del GIC, haciendo uso de la documentación de que disponía, como miembro  de la Junta de Gobierno que fuera en su día, realizó varias preguntas con contundencia y gallardía, cuya respuesta la Edil de Izquierda Unida sabía, pero que  evitó contestar por cobardía o para no reconocer las responsabilidad que ella misma tendría en la susodicha fechoría y que de su respuesta se desprendería.


La Concejala mentada, me refiero a la que preguntó y no a la que se quedó callada, exigió respuestas para las graves cuestiones que planteaba y se encontró con una bochornosa espantada, porque el Alcalde se quedó mudo y no fue capaz de decir nada.


Al parecer y según la documentación que aportó la Edil en cuestión, el Alcalde habría realizado pagos irregulares de bastante consideración, sin el visto bueno de la Junta de Gobierno de la Corporación, que ha de dar su aprobación, vulnerando, grave y conscientemente, la legislación.


Este es sólo un ejemplo, si bien, muy grave y sustancial, de las irregularidades que jalonan la gestión de este Equipo de Gobierno Local, en las que también tienen responsabilidad, incluso penal, Izquierda Unida y su Concejal.  


No es de extrañar, por tanto, que el Alcalde y el Equipo de Gobierno de la Corporación, se nieguen a facilitar la documentación que le estamos demandando desde la Oposición, porque tengo la impresión de que si la Fiscalía tuviera a mano esa información tomaría medidas legales sin dilación.


Ni con ese discurso de Alicia, de mujer sensata, impoluta y conciliadora, su responsabilidad en lo ocrrido no aminora, pues su alegato carece de validez ahora, aunque tampoco la tuviera otrora, ante la situación municipal a la que nos han llevado, tan desastrosa y demoledora.

RESPONSABILIDAD COMPARTIDA.




La Concejala de Izquierda Unida ha de tener la espalda muy ancha, para reconocer y admitir irregularidades y quedarse tan pancha.

Aunque el Equipo de Gobierno esté compuesto por distintos partidos, los logros o errores de la gestión son compartidos y, unos u otros, han de ser asumidos.

Por eso es llamativa la postura que adopta la Concejala de Izquierda Unida, que, a pesar de estar concernida, se desvincula de toda ilegalidad cometida o de cada gestión municipal fallida, como si no fuera la número dos del Gobierno Local y Primera Teniente de Alcalde elegida.

De lo que haya hecho el Alcalde actual, legal o ilegal, consensuado y aprobado por la Junta de Gobierno Local, es responsable cada Concejal con responsabilidad en el Equipo de Gobierno Municipal y, como tal, Alicia tiene una responsabilidad sustancial.    

NUEVO CASTRIL.




Tras lo de ayer, la cosa está que arde, aunque, si la dicha es buena, para arreglar las cosas, nunca es tarde.

El cuatripartito ha estallado con una sonora explosión, o eso, al menos, quedó ayer evidenciado en el último Pleno de la Corporación. Hasta el Alcalde, con una evidente desesperación, admitió que son peores los Concejales de su grupo y le causan más desazón, que los de la Oposición.

Está por ver si entre ausencias, votos en contra y abstenciones en las próximas sesiones, el Alcalde gana alguna de las  votaciones.

Es verdad que el Alcalde no está obligado a dimitir legalmente, pero sí lo está ética y moralmente, salvo que quiera que el Ayuntamiento de Castril explote o reviente.  

Aunque le cueste llegarlo a asumir, el Alcalde está en minoría y lo ha de admitir. Cuando esto llega a ocurrir, la única solución a la que recurrir es poner el cargo a disposición del Pleno o dimitir.

Su señoría está quemado y todavía, ni con lo que ha pasado, se ha dado por enterado.

CUMPLEAÑOS.





Hoy es mi cumpleaños, no digo cuantos cumplo y así evitamos engaños.


Son muchos, eso sí, para qué voy a mentir, más de los que me gusta admitir.


Hoy celebro que soy un año mayor y mis amigos, para hacerme un favor, me dicen que no me preocupe porque estoy mucho mejor.


A pesar de su consejo, nunca volveré a ser tan joven, ni tampoco jamás he sido tan viejo.


Gracias a todos los que me habéis felicitado y los que todavía lo haréis porque el día no ha terminado. 

viernes, 28 de diciembre de 2012

CONSENSO.





Si es verdad que el Alcalde ha buscado, o alguna vez ha aspirado, al consenso necesario y deseado, lo tiene fácil para que este sea alcanzado. Sólo ha de cumplir con lo acordado y aportar toda la documentación que se le ha solicitado y que, hasta el día de hoy, nos ha negado.

Su eminencia nos pidió ayer paciencia, pues no entendía nuestra insistencia en exigir con tanta vehemencia la documentación y la total transparencia, llegando a criticar nuestra supuesta intransigencia y olvidando que nuestra petición no es un caprichosa exigencia, sino que es un derecho legal con absoluta vigencia.


En la coyuntura planteada, es el Alcalde, con su posición enrocada, el que no ha cumplido con la palabra dada; él es el que no ha aportado la documentación reclamada y a él ha de ser imputada la votación malograda.


Pero la cosa es muy sencilla y es que, si nos da la documentación, que su gestión mancilla, los dedos se pilla.  


Para él, que es tan amigo de una auditoría, llegará el día en que sufrirá en sus carnes la responsabilidad penal que como Alcalde tendría, a juzgar por tanta ilegalidad que de su nefasta gestión se desprendería.


Y como el que avisa no es traidor, advierto y, con ello les hago un favor, aunque sea poco halagador, que, por acción u omisión, el Equipo de Gobierno no correrá una suerte mejor.   

INOCENTES.





Hoy, 28 de Diciembre, además del cumpleaños de Jesús Egea, es el día de los Inocentes.

Bien pensado, era hoy cuando el Pleno de ayer se debería haber celebrado, y lo digo porque, que pareció una inocentada, quedó constatado.

Por otro lado, el Alcalde se ha enterado de lo que pasa cuando no se cumple con la palabra que se ha dado, que ningún punto sea aprobado.

No obstante, nuestra posición sigue siendo la misma y si el Alcalde nos da toda la documentación que le hemos pedido, apoyaremos los Presupuestos como habría ocurrido si su señoría hubiera cumplido con lo prometido.

En su discurso final, en tono victimista, el Alcalde culpó a la Oposición del desastre que está a la vista, pero obvió, en su discurso alarmista, que el problema es él, por más que en lo contrario insista.


Es él el que no ha cumplido ni uno sólo de los objetivos del Plan de Ajuste a los que se había comprometido y es él el que ha gastado por encima de lo posible y permitido.  


Es difícil hacerlo peor, y, sobre este tenor, creo que el Alcalde no pasará a la historia precisamente como un buen gestor, pues su legado será demoledor.


Si el Ayuntamiento es intervenido en un momento dado, algo a lo que parece abocado, es por lo mal que se ha gobernado y gestionado y, del daño causado, sólo el que gobierna puede ser, y será, responsabilizado.


Porque si hablamos del Presupuesto no aprobado, lo que no es de recibo es que sea presentado cuando el año ha terminado, máxime cuando el Alcalde y el Equipo de Gobierno en el que está apoyado, lo deberían haber confeccionado y planteado al principio de este año que ya se ha acabado, como está mandado, en vez de funcionar con un presupuesto  prorrogado que, con la crisis actual, había quedado desfasado.


¿A caso es culpa de la Oposición Municipal que los Presupuestos no se llegaran a presentar en el plazo legal?


¿Quién es el culpable de que las medidas aprobadas en el Plan de Ajuste no se hayan aplicado en este ejercicio contable?


Y ya puestos; ¿Por qué no se han revisado, y con qué pretextos, todas las tasas municipales e impuestos, antes, incluso, de aprobar los Presupuestos?   


Permitidme que insista en el asunto, pero ayer el Alcalde dejó claro hasta qué punto su gestión está jalonada de las graves irregularidades que apunto y que evidenciarían más de un acto  delictivo presunto.

jueves, 27 de diciembre de 2012

CASTILLO.


























Para apaciguar los cabreos y calentones que pillo no hay un método más sencillo como recurrir al castillo.

DE HILAR FINO PARA AZUZAR A MI PRIMO.





Su señoría hila muy fino, porque de toda la documentación que le había pedido, solo ha aportado la nómina de mi primo.


Así parece que lo único que me interesa es joder a mi pariente de manera expresa, cuando no era mi intención confesa y la documentación que le había pedido era mucho más amplia que esa.


Que el Alcalde niegue  información o documentación a la Oposición no tiene justificación, salvo que pretenda esconder, con aviesa intención, los agujeros e irregularidades de su gestión.


La Concejala de GIC, que venía al Pleno muy preparada y documentada, ha dejado evidenciada, como cosa demostrada, que el Alcalde pagó de manera ilegal y deliberada un cantidad de dinero muy abultada a una empresa determinada, irregularidad realizada con el voto en contra de la Junta de Gobierno, para ello habilitada.


Ese es sólo un ejemplo que viene a demostrar hasta qué punto la gestión de este Alcalde es irregular y poco ejemplar.


Tampoco les conviene olvidar, o ponderar de manera trivial y banal, me refiero a los componentes del Equipo de Gobierno Local, hasta que lugar los puede arrastrar el Alcalde,  en el ámbito de la responsabilidad penal, como cómplices necesarios de su gestión ilegal.


En cuanto a lo que cobre, o no, el asesor medioambiental, a estas alturas y con este temporal, carece de relevancia vital, pues hay otros temas más graves y de menor catadura moral.


No obstante y para terminar, a lo mejor el Alcalde nos podría explicar por qué el asesor que acabo de citar, todavía tiene un teléfono municipal, para su uso particular, que el Ayuntamiento ha de pagar.    

NOVEDADES SOBRE FLAGRANTES ILEGALIDADES.




Es gravísimo y punitivo lo que el Alcalde ha reconocido, porque nuevamente ha admitido y así en el Acta de la Sesión deberá ser recogido, que para el arreglo de los caminos rurales que ha acometido, ni hay expediente administrativo, ni nunca lo ha habido.

Hizo las obras sin el control exigible, lo que es, por ilegal, imposible. Así, de manera incomprensible, contrató personal y maquinaria, compró material y fió combustible, lo que es, en suma, una ilegalidad punible.

Pero, en vez de preocupado o temeroso, manifiesta estar muy orgulloso y dice que lo volvería a hacer en tono jocoso, porque se pasa la ley por un sitio cuyo nombre es poco decoroso y está convencido de que saldrá airoso.

A nadie se le escapa que el tema de los caminos rurales, además de traer consecuencias penales, es uno de los causantes principales de la grave situación de las arcas municipales.

RESPONSABILIDAD.





A la Concejala de Izquierda Unida no le ha gustado nuestra posición, pero se ha olvidado muy pronto de una cuestión, de lo que hacía ella cuando, en vez de en el Gobierno de la Corporación, estaba en la Oposición.


Por si no lo sabía, para gobernar hace falta contar con el consenso de una mayoría, algo que en este momento no ocurriría y que, precisamente, culpa de la Oposición no sería.


Hoy, los Concejales de la Oposición han cumplido con su obligación y han votado no por convicción, por no considerar positivos los acuerdos que se proponían para su votación y por entender que era la mejor opción.


En nuestra opinión, el problema de Castril es, sin discusión, el Alcalde de la Corporación y esperamos su dimisión, por el bien de Castril y de su población.


Lo que Izquierda Unida no puede olvidar es su responsabilidad al gobernar, porque ocupa la Primera Tenencia de Alcalde,  por más que lo quiera solapar y se apresure a renegar del Alcalde y de su forma de gestionar.

SOBRE LOS PLANES PROVINCIALES.





Sobre los Planes Provinciales y el cambio de utilización propuesto a la Corporación, quiero hacer una aclaración para el general conocimiento de la población y para que se entienda el sentido de nuestra oposición.


Ya he contado hasta la saciedad que la Agencia Andaluza del Agua había redactado el proyecto de sustitución de la tubería en su totalidad y lo iba a financiar con toda probabilidad, sin que el Ayuntamiento tuviera que poner dinero, pues carece de posibilidad para asumir un coste de tal cantidad.


No sabemos el motivo a la razón, pero el Alcalde y el Equipo de Gobierno de la Corporación no contemplan esa opción.


No hace mucho que nos sorprendieron con el notición de que una empresa privada se haría cargo de la obra a la que hago mención, comprometiéndose a asumir toda la financiación.


Para entonces y según los propios datos que el Alcalde ofrecía, el presupuesto de la obra sería de 1.200.000 euros, con ese dinero se arreglaban el total de kilómetros de la tubería.


Por eso ahora no entendemos, con los datos que tenemos, que el proyecto tenga un coste irrisorio, si a lo dicho por el Alcalde nos atenemos, por lo que nos tememos que hay gato encerrado o eso suponemos.


¿Qué es lo que quiere o plantea el PSOE de Castril?


Muy sencillo, como Concejal y castrileño quiero que el Ayuntamiento pelee y luche por conseguir que se ejecute el proyecto de la Agencia Andaluza del Agua, que, terminado entero, sea financiado en su totalidad por la Junta de Andalucía con su dinero y que el Consistorio no tenga que poner ni un duro para ejecutar el proyecto que refiero.


Lo que no podemos olvidar, pues una obviedad, es que tocar o arreglar un solo tramo de la tubería y no sustituirla en su totalidad, es una barbaridad, pues de nada serviría poner un parche con el que estaríamos sin agua una eternidad.


Con la presión que tiene el agua que la tubería conduce, o se arregla antera o la siniestralidad no se reduce, de lo que se deduce que con la propuesta de la Alcaldía es mayor el perjuicio que las ventajas que produce.


Arreglar la tubería es urgente y esencial, tanto como lo es hacerlo con las garantías necesarias, la sensatez y la exigible calidad.


Con la propuesta del Alcalde para arreglar la tubería con  fondos municipales, a razón de 70.000 euros anuales, serían necesarios al menos, dieciocho años naturales.


Si yo estuviera en su posición y tuviera la responsabilidad, buscaría el dinero y lo conseguiría con toda seguridad, porque la Junta de Andalucía tiene la obligación de acometer esta obra aunque sea con fondos de la Unión Europea, pues para algo estamos en un Parque Natural y por ello debe de haber algún fondo europeo de carácter  estructural.   


Lo que no se puede o no se debe es recurrir a la demagogia que el Alcalde mantiene y pretender con ella engañar al pueblo con una propuesta que, por sí sola, no se sostiene.


Además, si hay alguna verdad en los argumentos que nos han llegado a plantear sobre supuestos contactos y algún que otro acuerdo verbal sobre este proyecto en particular, que los plasmen en un documento que se pueda estudiar y que vuelvan a llevar al Pleno la propuesta actual que nos acaban de presentar. 

Si tales argumentos se pueden corroborar y los documentos son sólidos y de fiar, aprobaremos el acuerdo sin dudar.  Algo que no ocurre con la propuesta que nos acaban de presentar.

MOVIDA SESIÓN.




Ya acabó el Pleno y hay que decir que ha sido muy movido, sobre todo al final, con la intervención de un espontáneo del público que ha habido.

No han salido adelante ninguno de los Puntos principales, ni los Presupuestos Municipales, ni el cambio de obras de los Planes Provinciales.  

El Alcalde estaba en minoría porque el Cuatripartito sigue dividido, ya que la Concejala del GIG se ha abstenido y el Concejal del PP no ha asistido.

Su señoría ha empleado toda su artillería para culparme de las consecuencias que nuestro voto contrario tendría.

No se da cuenta de que el problema es él solamente, ya que obviamente ni siquiera cuenta con el apoyo de sus propios Concejales, como ha quedado patente.

Con su voto en contra, la Oposición ha sido consecuente con lo que le había advertido al Alcalde anteriormente, sobre lo que ocurriría seguramente si no recibíamos oportunamente la documentación que le hemos solicitado constantemente y que nos ha negado nuevamente.


El Alcalde invoca el interés del pueblo como su principal misión y preocupación, pero la cuestión es que no tiene otra salida que plantear una Cuestión de Confianza o presentar la dimisión y dejar que otro ocupe la Alcaldía de la Corporación. 

miércoles, 26 de diciembre de 2012

CARA DURA O CHALADURA.




No creía que el Alcalde me sorprendiera a estas alturas, pero mucho me temo que estamos ante una nueva de sus chaladuras.

Mañana en el Pleno se vota una nueva propuesta de la Alcaldía, se trata de la sustitución de un tramo de la famosa tubería.

Para financiar esta obra se van a cambiar obras previstas en los Planes Provinciales, que es lo que mañana votamos en uno de los puntos principales.

La cuestión es la siguiente, el Alcalde y su Equipo de Gobierno han pensado cambiar el destino de los fondos de la Diputación que se iban a emplear en arreglar varias calles de Castril y de Fátima,   se cambian para arreglar un total de seis kilómetros de la tubería del agua potable, concretamente los que transcurren por la cuesta de las Tabernillas.


El presupuesto destinado a esta obra es de 68.624 euros, por lo que la propuesta es contradictoria dado que a todas luces es una cantidad irrisoria y si no hagamos historia.


El proyecto de sustitución de la tubería de abastecimiento de agua potable fue redactado en su momento por la Agencia Andaluza del Agua, según el Alcalde, su presupuesto era de cinco millones de euros, algo que no es verdad, pero lo vamos a dejar. Como ese proyecto era caro y abusivo, el Alcalde e Izquierda Unida encontraron una propuesta “muy ventajosa” para Castril por la que una empresa privada hacía la obra y la presupuestaba en un millón doscientos mil euros. Y ahora, como lo de esta empresa no ha salido, su señoría hará una parte de la actuación por setenta mil euros.


Pero si según el Alcalde la sustitución de la tubería vale un millón doscientos mil euros, cómo es posible que él vaya a hacer algo más de la mitad de la misma con setenta mil euros.

O mentía antes o ahora miente y lo que quiere es engañar a la gente nuevamente, como hizo con el malogrado arreglo de los caminos recientemente.


El tema del arreglo de la tubería es bochornoso, pues el Alcalde e Izquierda Unida quisieron vender su piel, antes de matar al oso. Es decir que nos anunciaron a bombo y platillo aquel proyecto  tan ventajoso, sin que estuviera claro y a sabiendas de que era irreal e infructuoso y ahora, para tapar un pufo vergonzoso, se inventan uno nuevo cuento, igual de absurdo, insensato y gravoso.


Con setenta mil euros no se arreglan seis kilómetros de la citada tubería y, en todo caso, si no se arregla entera de nada serviría, porque, con la presión que soportaría, habría una avería cada día en el tramo que no se arreglaría.


El Alcalde y el Equipo de Gobierno de la Corporación quieren poner un parche para tapar una nefasta gestión y engañar con esta nueva invención a los vecinos de la población, en una cuestión que causa, sin duda, mucha preocupación.


Pero aunque crea que la gente es tonta o idiota, el Alcalde se equivoca, porque no engaña a nadie y se le ve el plumero con el oportunismo que esta iniciativa denota.


Lo que no alcanzo a entender es por qué, habiendo un proyecto real al que el Ayuntamiento de Castril se podría acoger, que es el que la Junta de Andalucía redactó y quería hacer, el Alcalde y quienes gobierna con él, se empreñan en optar por aventuras difíciles de defender y mucho menos de entender, salvo que haya cosas o intereses que nos quieren esconder y que el pueblo debería saber.


Lo que me apresuro a censurar y quiero criticar es que el Equipo de Gobierno Local pretenda mangonear,  generando incertidumbre y  malestar, con un tema con el por su importancia no se debería jugar.